Inicio    Buscador de Colegiados    Contactar
Formación Rincón del Colegiado Ventanilla Única Receta Privada

Ofertas de Empleo

 
Actualidad: Noticia
INFORMACIÓN JURIDICA: PROTECCION DE DATOS (I)
"Segun normativa de la LOPD (Ley Orgánica de Protección de Datos)"
Fecha de Publicación : 12-05-2015
 

PADRES SEPARADOS: ¿TIENEN LOS MÉDICOS QUE INFORMAR DE LOS DATOS DE SALUD DEL MENOR AL PROGENITOR SEPARADO O DIVORCIADO?


En muchas ocasiones se solicita a los facultativos información acerca de menores por parte de progenitores con los que no acudieron a la consulta o centro, generando la duda de si estaríamos ante una cesión de datos de salud no autorizada.
El problema se plantea cuando los padres se encuentran separados o divorciados, y sólo uno de ellos tiene asignada la custodia del menor.

Cuando el médico informa al padre/madre no custodio de los datos de salud del menor, ¿estaríamos ante una cesión de datos no autorizada, o el mero ejercicio de un derecho de acceso a datos por parte del representante legal del menor?

Según el Código Civil, en tanto los padres no se encuentren privados de la patria potestad de sus hijos, podrán ejercer la representación legal de los mismos, luego tendrán el derecho a acceder a la información médica del menor, independientemente de que tengan la custodia o no.


En la resolución judicial de separación o divorcio se establece lo relativo a la patria potestad y a la guardia y custodia de los hijos, siendo normalmente compartida la primera, y asignada la segunda a uno de los progenitores. Solo en casos excepcionalmente graves se priva a uno de los padres de la patria potestad. Por tanto, salvo en estos casos, los padres separados podrán tener acceso a los datos de salud del menor, y el médico tendrá la obligación de atender dicha petición, cuando se aporte sentencia o auto que apruebe el convenio regulador.

Si a alguno de los progenitores le fuera privada la patria potestad, se requerirá el consentimiento del cónyuge para el acceso a los datos.

SOLUCIÓN PRÁCTICA: cuando se produzca una situación de estas características, lo más recomendable para el médico es solicitar al padre o madre que en ejercicio de su patria potestad asista con el menor a la consulta o clínica, la firma de una autorización para la retirada del informe por parte del otro progenitor, a fin de obtener el consentimiento del representante legal del menor para la cesión o acceso a los datos del mismo.

 

 

 ¿ES NECESARIO EL CONSENTIMIENTO DEL PACIENTE PARA RECABAR SUS DATOS? ¿HA DE SER POR ESCRITO?

 La LOPD explica que para el tratamiento de datos de salud es necesario el consentimiento expreso del paciente, salvo que una ley disponga otra cosa, o que eltratamiento de los datos resulte necesario para la prevención o diagnósticos médicos, la prestación de asistencia sanitaria o tratamientos médicos, siempre que se realice por un profesional sanitario sujeto al secreto profesional o por otra persona sujeta asimismo a una obligación equivalente de secreto”.

 Asimismo, establece la Ley que a los interesados a los que se le soliciten datos personales hay que informarles de el fichero de datos personales donde se van a incorporar los datos, la finalidad de los mismos, la identidad y datos de contacto del responsable del fichero (médico, clínica…), así como el procedimiento para el ejercicio de derechos.

 SOLUCIÓN PRÁCTICA: solicitar por escrito una autorización al paciente para tratar sus datos, en el que se informe de lo señalado en el párrafo anterior, o bien únicamente informarle mediante un aviso legal visible en la consulta o centro.

 En el caso de que esos datos vayan a ser cedidos posteriormente a terceros como compañías aseguradoras, o puedan tener acceso a ellos, se recomienda recabar el consentimiento por escrito para esa cesión o acceso a datos. Este caso lo estudiaremos particularmente en posteriores artículos (cesión datos sanitarios a aseguradoras).

 
C/ Gonzalez García nº 11, 1º 21003 Huelva
Telefonos: 959 24 01 99 - 959 24 01 87
Fax: 959 54 12 00
administracion@comhuelva.com
Aviso Legal | Politica de Privacidad